Uno de los objetivos principales del auxiliar de enfermería es hacerle la vida más fácil y cómoda al paciente. Si vas a trabajar o estás trabajando dentro del campo de la sanidad, y concretamente como Auxiliar de Enfermería, es necesario que poseas algunas cualidades personales y profesionales. 

Necesitarás, a parte de una buena formación, desarrollar una serie de cualidades para poder desarrollar el trabajo de una manera satisfactoria. 

Descubre las principales aptitudes que debe tener un Auxiliar de Enfermería en este post de CEAC Empleo.

Encuentra opiniones de los alumnos de CEAC sobre los cursos que ofrecemos al final de este post. 

6 Cualidades más destacadas de un Auxiliar de Enfermería

1. Amabilidad con el paciente.

Te encontrarás ante situaciones en las que quizás tiendas a perder la paciencia. No debes olvidar, en ningún momento, cuál es tu función, entender y atender a las personas. Has de ponerte en tu lugar y tratarles con simpatía y cordialidad.

2. Disciplina.

Es necesario que cumplas cierta disciplina de trabajo, sobre todo a la hora de realizar las tareas que te soliciten los enfermeros y médicos. Que cumplir órdenes no suponga un problema para ti.

3. Empatía.

La empatía es algo fundamental en todos los aspectos de nuestra vida. En el momento en el que un paciente te presente un problema tienes que ser capaz de comprenderlo y entenderlo. El objetivo es lograr que se sienta bien y cómodo contigo, un profesional de la salud.

4. Saber trabajar en equipo.

Trabajarás conjuntamente con médicos, enfermeras y más profesionales del equipo sanitario. Formarás parte de un grupo encargado de que los pacientes se recuperen y se sientan lo mejor posible gracias a vuestro trabajo. Es importante que tengas en cuenta que todos lucháis por el mismo objetivo: el bienestar del enfermo.

5. Discreción.

El auxiliar realiza algunas funciones que pueden provocar cierto apuro en el paciente, tales como: lavarlo, darle de comer, vestirlo, asearlo,… por ello debes de ser discreto y realizar las tareas con cierta delicadeza.

6. Habilidades comunicativas.

Contar con habilidades comunicativas es un aspecto muy positivo. Al estar en contacto permanente con el paciente es algo importante a tener en cuenta.  Como auxiliares de enfermería debemos transmitirles lo que le pasa manteniendo una una comunicación fluida y continua. 

Si quieres completar tu formación, y así mejorar la manera de ayudar a las personas de manera directa, deberías de barajar la posibilidad de cursar nuestro Grado Medio en Auxiliar de Enfermería.

Nuestro exalumno Javier Sanchez comenta en CEAC Opiniones:

“El curso es muy completo y los materiales que te mandan a casa también. Me han gustado las videoconferencias para ampliar mis conocimientos.”